Boca a 22 años de la gloria cuando venció a Real Madrid

Boca realizó un posteo rememorando el triunfo por 2-1 con doblete de Martín Palermo sobre el Real Madrid de los Galácticos en Japón.

El Boca de Carlos Bianchi sacudió al mundo un 28 de noviembre del 2000 al vencer por 2-1 en la final de la Copa Intercontinental al Real Madrid gracias a un Martín Palermo intratable y un Juan Román Riquelme descomunal controlando los tiempos del partido. Veintidós años más tarde, el club recordó la epopeya haciendo una publicación alusiva en sus redes sociales.

Con estrellas del calibre de Iker Casillas, Fernando Hierro, Roberto Carlos, Claude Makelele, Luis Figo, Raúl y Fernando Morientes. El Xeneize, sin embargo, lo tomó por sorpresa y, en seis minutos ya ganaba 2-0.

Primero, con un gran desborde de Marcelo Delgado que terminó en un centro para el eterno goleador Martín Palermo, quien definió en el área chica con un toque de su pie izquierdo para poner el 1-0 a los tres minutos de iniciado el partido.

Después, una exquisita asistencia de Juan Román Riquelme desde cerca del área de Boca hasta el último cuarto de ataque del Xeneize dejó a Palermo mano a mano con Casillas, quien no logró contener el remate de zurda del Titán que tampoco pudo impedir el camerunés Geremi. Así, Boca ganaba 2-0 en Tokio a los seis minutos de comenzado el encuentro.

El suspenso lo puso el brasileño Roberto Carlos, quien descontó a los 12 minutos para los españoles con un remate de tres dedos. Así, con el 2-1 ya en el marcador, el equipo de Carlos Bianchi logró contener los embates de los de Del Bosque. Encima, un Riquelme exquisito parecía tener la pelota atada y era imposible para Makelele -campeón del mundo con Francia en 1998- extirparle el balón.

Con ese resultado en el tablero electrónico del Estadio Nacional de Tokio el cotejo llegaría a su fin, con el Xeneize coronándose por segunda vez en su historia como campeón de la Copa Intercontinental, la tercera llegaría tres años más tarde cuando en el mismo escenario derrotaría por penales al Milán de Carlo Ancelotti.

Fuente de imagen: Ovación de Diario UNO

Marcos Gandolfo